Militares suecos habrían sido asesinados por sus compañeros de armas

Tras  una serie de investigaciones para aclarar la muerte de dos soldados suecos – el capitán Johan Palmlöv y el sargento Gunnar Andersson – y un intérprete, caídos en Afganistán el 6 de febrero del año pasado, se ha llegado a conclusiones que demostrarían que las balas que causaron el deceso de estas tres personas habrían sido disparadas de armas de otros soldados suecos y no de militantes islamistas, según lo informado por los medios al ocurrir el fatídico hecho. Aquello lo sostiene un experto que ha visto el protocolo de obducción que el canal 4 ha tomado parte.

Las fuerzas armadas suecas han evitado en todo momento responder qué balas causaron la muerte de los soldados suecos en Afghanistán el año pasado. Pero en diario Expressen ha descubierto que Gunnar Andersson fue balaceado por armas suecas, mientras que Johan Palmlöv fue muerto con un balazo en la cabeza por ellas mismas.

La noticia produjo gran debate en la opinión pública sueca esta semana, en especial entre los que apoyan y  quienes se oponen a que Suecia envíe tropas a Afganistán, después de las obducciones y otros estudios en los que se han obtenido resultados que desmentirían las declaraciones de los voceros de las Fuerzas Armadas de este país. Cabe recordar que todos los partidos que forman la alianza que está en el gobierno y la Socialdemocracia están de acuerdo con la intervención sueca en Afganistán, el Partido Medioambiental está dividido en cuanto al tema, mientras que el Partido de Izquierda es el único que rechaza esta decisión.

“Pienso que es un escándalo de que el parlamento y el pueblo sueco se entere de esto a través de los medios de comunicación. Creo que el poder ejecutivo tuvo que haber sido informado de esto hace mucho tiempo de cómo ocurrió todo”, informó Peter Eriksson, líder del Partido del Medio Ambiente a la agencia de noticias TT.

/RD & WL

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *